• De la Chicha su letra


    Por Diego Sanz Salas

    Diseñador gráfico y tipógrafo arequipeño.Es el primer peruano con un trabajo seleccionado en la bienal de latinoamericana Tipos Latinos. Sus fuentes han salido publicadas en el prestigioso calendario tipográfico Typodarium 2011, 2012 y en la revista alemana de diseño PAGE.

    Tengo el gusto de presentarles Chicha, mi nueva fuente. Aunque Quincha es la primera fuente comercial que desarrollé, ya en el 2007 tenía los bocetos de lo que quiero sea un homenaje al trabajo de los maestros del pincel que demuestran su habilidad y creatividad en todo el Perú. Su obra la vemos en los letreros coloridos de los mercados, panaderías, talleres mecánicos y en los diferentes medios de transporte del país (combis, mototaxis, buses, camiones, etc.).



    Este lettering popular en la segunda mitad del siglo xx se vió influenciado por la estética pop y psicodélica de moda. Su trabajo absorbió los colores brillantes que resaltaban los textoscontra el fondo negro de las pizarras, es probable que ahí se originara la estética cromática de los afiches llamados “chicha”.

    Ahora bien, el término chicha tiene dos connotaciones dentro de la cultura peruana. La primera se refiere a la bebida fermentada hecha en base a maíz desde épocas preincaicas. La segunda se refiere al género musical que se originó a raíz de la migración de pobladores desde los andes a la costa, en especial Lima. La música chicha es el resultado de la fusión del huayno serrano con la cumbia colombiana y el son cubano. El toque característico se lo dio el uso de la guitarra eléctrica y los sintetizadores en la interpretación. Esta música fue tratada de un modo despectivo por las clases media y alta, a quienes les parecía de mal gusto, empezando a usar la palabra “chicha” para designar lo que escuchaban obreros y empleadas del hogar. Pero ni a los “chicheros” les gustaba que se usara ese término que llegó a ser sinónimo de excluído, inmigrante o improvisado.

    Está música venía acompañada de códigos visuales propios y prestados. Para Jaime Bailón y Alberto Nicoli, autores de Chicha Power El marketing se reinventa.” El epicentro de la chicha se encuentra en Huancayo” y es que de ahí provenía Flor Pucarina (Leonor Efigenia Chávez Rojas) y Picaflor de los Andes (Víctor Alberto Gil Mallma) dos intérpretes de huaynos de la sierra central a quien Chacalón (Lorenzo Palacios Quispe), el intérprete más recordado de la chicha, admiraba desde niño. Él era parte de la primera generación de hijos de migrantes nacidos en Lima. Cuando daba sus conciertos se decía que “los cerros bajaban” en alusión a la multitud de gente que iba sus presentaciones.


    Asimismo, Los Shapis son el grupo de música chicha más exitoso a principios de los 80. Vendían más discos que Julio Iglesias y Michael Jackson juntos según escribiera Chema Salcedo en la revista QueHacer (http://peru30.wordpress.com/2011/01/23/los-shapis-y-el-poder-de-la-chicha-1984/). El grupo se fundó en Huancayo y su primer éxito “El aguajal” es una adaptación que hizo Jaime Moreyra, primera guitarra de la agrupación, del huayno de Teodomiro Salazar “El alizal”. Él cuenta que quería “… ampliarle su radio de acción, hacerla más bailable y de más llegada a las masas populares. Escuché el huayno, lo vi bonito y tuve que acomodar los compases para el ritmo folktropical. Salió más bailable y cadencioso” (Chicha peruana. Música de los nuevos migrantes. Wilfredo Hurtado 1995).Todo esto influenció en la estética chicha. Chacalón y los demás músicos del género usaban camisas multicolores en combinaciones llamativas. Su origen son las vestimentas típicas de los andes con bordados de muchos colores. Otra referencia es el primer long play de Los Shapis que tenía en su portada una adaptación de la portada del disco Road to ruin de Ramones. Una versión mucho más saturada de elementos y formas, así como de colores más brillantes.

    Con el tiempo los afiches que se usaban para promocionar los conciertos de música chicha se caracterizaron por tener textos que abarcaban casi todo el espacio del formato y colores fosforescentes que contrastaban y los hacían más llamativos en la monotonía de la ciudad.

    Con el paso de las décadas la música chicha vio aparecer y resurgir a otras vertientes de la música popular como la tecnocumbia, la cumbia norteña o la música vernacular. A nivel internacional la chicha y otros géneros tropicales desarrollados en el Perú han influenciado en las distintas versiones de la cumbia en toda Latinoamérica. Canciones o arreglos de músicos peruanos se han hecho escuchar desde México hasta Argentina.


    En la actualidad, después de más de tres décadas, la chicha pasó de ser un género para marginados a ser reconocida hasta en los círculos académicos. Para Renato Romero, director de la Escuela de Música de la Pontificia Universidad Católica del Perú, “… subsiste aún una cultura de élite que sigue afirmando superioridades inexistentes. No hay un estilo musical que tenga mayor valor que otro. Los etnomusicólogos hemos aprendido que, si un estilo musical tiene una gran cantidad de seguidores, no constituye solo un fenómeno sociológico sino, también, un fenómeno artístico, y que su lenguaje musical tiene un valor estético que hay que conocer y reconocer a través de su análisis y estudio. Lo mismo se puede decir de la música clásica, que muchos no escuchan por considerarla aburrida. Se debe luchar contra todo prejuicio. Aún nos cuesta aceptar que la música chicha es para el Perú lo que el bossanova es para el Brasil, o el tango para Argentina, o el jazz para Estados Unidos.” (Diario Perú.21 entrevista hecha por Gonzalo Pajares el 15 de enero de 2010).
    A nivel de la gráfica relacionada a este género musical, el exponente más reconocido es Elliot Urcuhuaranga (Elliot Tupac). Limeño de nacimiento, aprendió en la empresa familiar como dibujar letras y hacer afiches influenciados por la estética que sus padres huancaínos conocieron como artesanos textiles. En enero del 2010 la revista británica Creative Review le pidió hacer un afiche para la portada de la revista y eso significó que lo invitaran a eventos en Colombia, Chile (Chile Chicha) y Argentina (Trimarchi 2011).


    Como diseñador y tipógrafo es mi interés el desarrollar proyectos que reflejen la riqueza de la cultura peruana. Son miles de años de información visual y raíces culturales que nos hacen un país diverso y rico. Al Perú llegó la primera imprenta de Sudamérica en 1584 y hasta que no se descubra que las culturas precolombinas tenían un sistema de escritura nuestra relación con la tipografía empieza en ese punto de la historia.
    Al querer buscar inspiración para realizar una tipografía peruana el trabajo de letristas anónimos en las calles de mi ciudad, Arequipa, me llevó a realizar este trabajo que busca rescatar aquellas formas más resaltantes de letreros y señales populares que poco a poco van cediendo su espacio a las gigantografías y viniles.
    Chicha es una fuente con tres versiones que funcionan como capas. Chicha Normal es la fuente básica, Chicha Dura da un efecto de volumen o de sombra con perspectiva y Chicha Suave simula la aplicación de un segundo color, algo típico en los trabajos hechos a mano. La fuente tiene en cada versión 900 glifos, las letras tienen hasta 4 versiones entre alternativas estilísticas, contextuales y decorativas que le dan ritmo, movimiento y sabor al componer las palabras. Son 392 pares de ligaduras, estás vienen con sus respectivos acentos para ser usadas en cualquier idioma de Europa occidental.
    Por último, la fuente se completa con 34 ornamentos, 22 de estos para ser usados individualmente o en pareja, 5 para crear divisiones o marcos, 4 flechas y 3 figuras (corazón, estrella y palmera). La fuente es ideal para ser usada en textos cortos y que busquen llamar la atención. Su conexión con la música y la comida se refleja en las curvas y las terminaciones de los signos y en la posibilidad de crear diferentes combinaciones de color con las 3 versiones de la fuente.

    Para ver más de la fuente puedes revisar el especimen ( http://issuu.com/diegosanzsalas/docs/chicha_specimen ) y un archivo de muestra sobre el ceviche peruano (http://issuu.com/diegosanzsalas/docs/ceviche).
    Chicha es distribuida por Cocijotype, fundición digital mexicana dirigida por Elí Castellanos. En
    http://cocijotype.com/foundry/chicha/ puedes encontrar la fuente que por lanzamiento tiene un 60% de descuento, es decir que está a tan sólo $24 hasta el 4 de marzo. Para acceder al descuento usa el código Chicha60off al realizar la compra. No desaproveches la oportunidad de tener el ritmo y sabor popular del Perú con esta fuente.

    9 comentarios → De la Chicha su letra

    1. Anónimo dijo... 15/2/12 12:57 p. m.

      como puedo hacer para descargar estas fuentes?

    2. Hola (anónimo). Para descargar la fuente primero debes comprarla. En la web www.cocijotype.com puedes realizar la compra de modo seguro. El precio es $24 hasta el 4 de marzo. Debes usar el código Chicha60off al realizar la comprar y el descuento será aplicado. Espero que eso resuelva tu duda.

    3. Me parecen muy bonitas las letras y también me gustaría comprarlas.

    4. wow... como rocker que soy, siempre me ha inspirado los riffs de las guitarras chicha, y me encanta la idea de que el peruano se identifique con este genero, pues musicalmente hablando hay una infinidad de fusiones y hasta me atreveria a decir que bandas extranjeras han hecho composiciones con una base muy parecidos en los riff de guitarra a la chicha, lo puedes escuchar en los 2 ultimos discos de Coldplay por ejemplo, o en la cancion "Did I Let You Know" de Red Hot Chili Peppers, pero bueno siento orgullo ajeno por sacar en alto esta cultura que estuvo mucho tiempo subestimada, esta agarrando mas aceptacion en el pais.

    5. La página no muestra alguna opción para descargar la fuente. Solo es una página con su logo...

    6. Qué interesante! Sería una buena iniciativa que alguien con conocimientos de diseño creara un programa para hacer carteles estilo chicha y difundirlos más en la web.

    7. Anónimo dijo... 8/7/13 4:18 p. m.

      Hola Diego, me encant'o la fuente te felicito. Fui a cocijotype, la compr'e y lamentablemente me han mandado un mensaje con un link para descargar la fuente que va a una p'agina 404. Les he enviado un mensaje por correo y atrav'es de paypal para que me devuelvan el dinero pero debes saber que la tienda a la que est'as refiriendo a la gente en tu post por lo menos a mi no me ha entregado la fuente por la que pagu'e.
      Marisol MQ.

    8. Marisol, apenas supe del problema que tuviste me contacté con Elí Castellanos, quien dirige Cocijotype. Él me ha indicado que hubo un problema con la página web pero la fuente se entregó en el transcurso del mismo día en el que hiciste la compra. Recibe una disculpa por los inconvenientes causados de parte mía y de Cocijotype.

    9. Hola Marisol, apenas leí tu comentario me comuniqué con Elí Castellanos, quien dirige Cocijotype. Él me ha indicado que hubo problemas técnicos con la página web que ya han sido solucionados y que en el transcurso del día que se hizo la compra te entregó la fuente. Te pido disculpas de parte mía y de Cocijotype por los inconvenientes causados.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...